Este viernes ha comenzado el llamado Buen Fin, el que se denomina “el fin de semana más barato del año”, y como cada año los errores de etiquetado no se han hecho esperar en algunas tiendas de México.

Esta vez fue una tienda departamental ubicada en la alcaldía Azcapotzalco de la capital, la cual ofertó se tuvo que ver obligada a vender 50 pantallas planas con valor de 24 mil pesos cada una a únicamente 2 mil 400 por unidad.

Esto fue debido a que algunos de los empleados colocaron mal los precios, sin embargo en cuestión de minutos los clientes se aglutinaron para exigir que la promoción se les hiciera válida.

Fue aproximadamente a las 3:00 pm de este viernes que los compradores pudieron efectuar su pago de 2 mil 400 pesos y llevarse sus pantallas a casa, luego de que elementos de la Profeco acudieron al lugar.

En la tienda también se hicieron presentes elementos de la Secretaría de Seguridad Ciudadana para evitar que las cosas pudieran salirse de control.