Este martes, durante un encuentro de la liga de béisbol japonesa entre los equipos Hanshin Tigers y Yokohama DeNA BayStars se vivió una peculiar escena cuando un padre utilizó a su propio hijo para atacar a un fanático del equipo rival.

Un espectador capturó el impactante momento desde las gradas del estadio internacional de Yokohama, Japón; en la grabación se puede ver al hombre rodeado por agentes de seguridad mientras discute con aficionados del equipo contrario.

Tras unos momentos de tensión, el hombre agarra en brazos a su hijo, que aparenta tener menos de 3 años de edad y se dirige a la salida escoltado por los vigilantes, cuando de repente se detiene y lanza a su pequeño contra un seguidor rival que se encontraba sentado en las gradas.

El irresponsable gesto puso en serio peligro al menor, que pese a que estaba siendo agarrado por las piernas, estuvo a punto caer y golpearse con la cabeza en el suelo.

El hombre fue expulsado del estadio y se desconoce si se tomaron más medidas contra él, aunque reportes en redes sociales afirman que fue posteriormente detenido por la policía.

Con información de: Actualidad RT