La Guía del Varón

Todos hemos sufrido el nefasto contratiempo de que las llantas del carro se pinchan o están bajas de aire. Bueno, dentro de unos años, eso será cosa del pasado.

La rueda es uno de los grandes inventos de la humanidad, pero los expertos en tecnología automotriz de Michellin y GM unieron fuerzas para mejorarla y están teniendo éxito. Su última novedad en llantas no necesita aire, ni puede ser ponchada y es todoterreno.

Las llantas Uptis, cuyas siglas en inglés significan “sistema único de neumáticos a prueba de pinchazos”, es un prototipo que fue presentado en el evento anual de movilidad sostenible Movin’On 2019 en Montreal y dejó a todos con la boca abierta.

Este neumático no tiene cara lateral y soporta la carga por la parte superior gracias a un material de fibra de vidrio incrustado con resina, del cual Michelin ya tiene 50 patentes.

De entre las ventajas de estas llantas la más obvia es que se evitarán las pinchazos y reventones, que pueden causar accidentes y demoras. Pero además, prácticamente no necesitan mantenimiento y tienen una vida útil más larga que los neumáticos convencionales.

Lo último ayudaría a reducir la basura automotriz pues, según cifras de Michelin, cada año se desechan aproximadamente 200 millones de neumáticos que sufrieron un daño. Esto quiere decir que la quema de llantas podría reducir y eso disminuiría el daño ambiental.

Este proyecto ya está en fase de pruebas con autos Chevrolet Bolt y se espera que los neumáticos Uptis puedan ser comercializados mundialmente en los próximos cinco años.

Cyrille Roget es el director de comunicaciones técnicas y científicas de grupo Michelin y él resume este proyecto en la idea en un neumático “suficientemente fuerte para soportar la carga y suficientemente ligero para reemplazar el aire.”

En el futuro, nos olvidaremos de tener que llevar en la cajuela una llanta de repuesto, un gato hidráulico y, sobre todo, evitaremos el cansancio de cambiar un neumático reventado.