Trecebits

Facebook tiene planes muy en serio para lanzar los pagos a través de WhatsApp en numerosos países del mundo a lo largo de este año. La compañía ya ha realizado pruebas oficiales en la India, donde ya algunos usuarios pueden enviar dinero a otros a través de la aplicación de mensajería instantánea e incluso realizar pequeños cobros en establecimientos comerciales con el servicio WhatsApp Pay.

Tras el éxito de estas pruebas en el país asiático, Mark Zuckerberg, CEO y fundador de Facebook, quiere replicar la experiencia en otros territorios. Sin embargo, es un proyecto muy ambicioso el de llevar el sistema de pagos a todo el mundo teniendo en cuenta el gran despliegue técnico necesario y la cantidad de acuerdos con entidades financieras locales que necesitará firmar WhatsApp. A todas luces es una tarea difícil de realizar para los actualmente 400 empleados que tiene la firma en todo el mundo y que, además, la mayor parte de ellos trabajan desde las oficinas en Estados Unidos, en California.

Es por eso que Facebook ha decidido abrir un gran centro de desarrollo en Londres, desde donde se llevarán a cabo las tareas para lanzar el sistema de pagos de WhatsApp en buena parte del mundo a lo largo del año. La compañía ha elegido la capital londinense por la capacidad de atraer talento de diversas partes del mundo que proporciona la ciudad, donde residen ingenieros de numerosas nacionalidades. Así, desde un mismo centro de operaciones, podrá llevar a cabo trabajos para distintos mercados.

En esta fase de expansión Facebook ha trasladado a Londres a responsables de recursos humanos para contratar a más de 100 personas, en su mayoría residentes en la capital o trasladadas desde Dublín, para realizar todo el desarrollo técnico del sistema de pagos.

Zuckerberg está dispuesto a monetizar de una vez WhatsApp, aplicación por la que pagó 19.000 millones de dólares en 2014 y a la que hasta ahora no había sacado dinero. El sistema de pagos, por el que Facebook se llevaría una pequeña comisión de cada transacción, sería su gran apuesta en este sentido.

No está claro si esa pequeña comisión la asumiría el usuario o la entidad financiera con la que la compañía llegara a acuerdos. Tampoco los países en los que definitivamente se lanzaría el servicio este año, pero todo apunta a que grandes mercados como Brasil, Indonesia y México estarían en la agenda de Zuckerberg, además de afianzar el servicio en India.